La magia de una intención

Todo inicia en Bogotá. Me encontraba en una discoteca en la celebración de cumpleaños de una gran amiga a quien llamaré la colibrí en esta historia.

¿Cuál ha sido el día más inolvidable de tu vida, un día que te haya marcado?

Salí por un momento a un balcón para tomar aire fresco. Estaba sola allí.  Después de unos minutos, escuché a un hombre, a quien llamaré el mago; que habló en inglés por mi espalda y me decía: Este mojito sabe mejor aquí afuera, que adentro. No me di cuenta en que momento el mago ingresó al balcón, pero esas palabras  fueron el inicio de una larga conversación, donde intercambiamos recomendaciones de lugares por conocer, ya que  el mago era nacido en Pakistán, pero desde muy pequeño vivía en Estados Unidos y ahora por su trabajo viajaba por todo el mundo.

El mago era un amante más de Colombia y este país se volvió uno de sus preferidos para visitar, así que ya había venido 25 veces, según me contaba. El tiempo pasó rápido, recordé que mi amiga estaba sola así que me despedí de aquel hombre, diciendo tal vez algún día nos encontremos nuevamente o tal vez aquí adentro, e ingresé al lugar. Mientras me alejaba pensé: No quedé con sus datos, debimos intercambiar contactos, pero bueno… Ya fue así.

Unos minutos después  vi que  el mago estaba en el sitio y parecía que buscaba a alguien. Buscó y buscó hasta que su mirada se cruzó conmigo, así que sonrió, me saludó de lejos  y se dirigió a nuestra mesa. Te encontré, me dijo. Le presenté a mi amiga; la felicitó por su cumpleaños así que lo invitamos a unirse a nuestra mesa. Me encantan las celebraciones y que la gente sea feliz, exclamó el mago.

Nido de colibrí tominejo. Aquí nace “La magia de una intención”.

Pasamos tal vez una hora más hablando sobre la vida de cada uno y compartiendo historias. Cada vez que cruzaba un mesero el mago los detenía y les insistía que por favor le consiguieran una torta para cantar el cumpleaños, pero este sitio no ofrecía tortas. No importa, consíganla donde sea, pero por favor, quiero una torta para celebrar, quiero que esta noche sea muy feliz e inolvidable, les decía  el mago. Era un lindo gesto, se preocupaba en realidad porque estuviéramos felices esa noche.

Más tarde, el mago preguntó a la Colibrí: ¿Cuál ha sido tu cumpleaños más feliz? A lo que ella respondió: Uno en el que me fui a las playas de Tayrona. El mago replicó: Y ¿Cuál ha sido el día más inolvidable de tu vida; un día que te haya marcado?, la colibrí respondió: El día que conocí a Aem. Pensó por unos segundos y nuevamente afirmó: Sí, definitivamente el día en el que conocí a Aem. El mago no esperaba esta respuesta y la verdad yo tampoco. Así que ya interesado en saber quién era, el mago le preguntó qué había pasado con este hombre. La colibrí le contó que Aem era de otro país, así que había regresado al lugar al que pertenecía y ahora se encontraban a muchos kilómetros de distancia. Su expresión fue de nostalgia y tristeza a la vez mientras respondía.

El mago se quedó mirándola en silencio por unos segundos, luego se giró y me dijo: Quiero hacer este cumpleaños el más feliz e inolvidable de su vida. Yo disfruto del hoy y si puedo hacer a alguien feliz, soy muy feliz, ¿Qué te parece si le regalo un tiquete para mañana, para que viaje a encontrarse con Aem? Inmediatamente sonreí sorprendida y le respondí: Si tú quieres hacerlo y puedes, hazlo.

¿Estamos abiertos a recibir la magia?

Ya eran las 12 de la noche y como en un cuento de esos en los que hay hadas madrinas, el mago cambió el rumbo de nuestras vidas. Tomó su celular, ingresó a la página web de la aerolínea, busco el primer vuelo disponible, 6:45 am del día siguiente; llenó los datos de la Colibrí y ambas mirábamos atónitas cada vez que hacia clic en el botón de siguiente y avanzaba en la compra del costoso tiquete; llenó el campo de pago con su número de tarjeta de crédito y cuando solo faltaba hacer el pago, entregó el celular a la colibrí y le dijo: Listo, ahora es tu decisión, solo debes presionar el botón de pagar. Se giró hacia mí, me invitó a bailar y me dijo: Y tú Bi, prométeme que vas a escribir esta historia y luego me contarás que final tiene. Espero que sea uno que diga se casaron y fueron felices.

Esta es una historia real, fue solo hace unos días, así que aquí estoy yo haciendo mi parte, después de repetir en mi mente una y otra vez las palabras del mago y ese acto mágico, generoso y desprendido que sonará más a un cuento que a la vida real. Para cumplir nuestros sueños, esperamos  ganarnos la lotería, que suceda un milagro o que nos encontremos la lámpara de Aladino, pero ¿qué reacción tomamos cuando realmente algo así nos pasa? ¿estamos abiertos a recibir? o mejor aún ¿estamos dispuestos a dar sin intención alguna, más que hacer al otro feliz?, ¿será que yo también puedo ayudar a alguien a dar ese paso que le falta para un cambio en su vida o para cumplir su sueño? Me hacía todas estas preguntas una y otra vez. 

Cada dia es una oportunidad para dar un paso hacia nuestros sueños

Una de las tantas noches que pasé reflexionando sobre esto, me levanté de mi cama y le escribí al mago: Le he dado tantas vueltas a esa noche, que inspirada en tu intención pensé en iniciar una cadena de decisiones que cambian vidas, así que publicaré esta historia y haré lo mismo por alguien más. No sé quién es en este momento, pero será con esa persona que conecte y esté a mi alcance hacer realidad lo que le haga falta para tomar esa decisión de cambio de vida, con la promesa de que a su vez esa persona tendrá que hacerlo por álguien más y así no solo recorreré el mundo con mis viajes e historias, también esta cadena de cambio de vida que empieza contigo y una mágica intención, recorrerá el mundo.

Aquí nace  “La magia de una intención”.

Ustedes podrán darle en su imaginación el final a la historia de la Colibrí y Aem como lo deseen; serán los autores y ahora también pueden ser los autores de cambios en otras vidas, de tocarlas y darles otro rumbo, de ser parte de momentos inolvidables y felices, porque tal vez lo que para álguien parece imposible de lograr, para ti puede ser lo más sencillo y estar al alcance de tus manos.

Tal vez lo que para alguien parece imposible de lograr, para ti puede ser lo más sencillo y esta al alcance de tus manos.

Si quieres hacer parte de esta mágica intención, escribe tus comentarios en esta publicación o escríbeme a bihigueraviajera@gmail.com tal vez pueda tocar tu vida o tal vez allí encuentres una vida que puedas tocar.

@Bihigueraviajera

10 comentarios en “La magia de una intención

  1. Cómo me dijo alguien que quiero mucho “ no somos árboles para quedarnos plantados en un solo sitio” palabras que me quedaron retumbado desde el día que me dijiste. Que belleza de historia y al igual que tu ojalá pueda ayudarle algún día a alguien a ser feliz . Abrazos. Andrea Castaño.

    Le gusta a 1 persona

    1. Cada vez que me recibes con un abrazo y tu hermosa familia, me haces muy feliz. Te quiero mucho y gracias por sumarte a esta mágica intención

      Me gusta

  2. Silvia Lorena Suárez 6 septiembre, 2019 — 7:02 pm

    las intenciones son las únicas acciones que el tiempo no puede borrar.perduran en el tiempo como las mejores experiencias vividas; aquellas que quedarán en tu memoria y serán la satisfacción del saber que por ti, la vida de alguien cambio y ahora vuela como el colibrí .libre.

    Le gusta a 1 persona

    1. Gracias Lorena. Qué lindas palabras. Un abrazo

      Me gusta

  3. Si es verdad, hay más satisfacción en dar que en recibir . Linda enseñanza

    Le gusta a 1 persona

    1. Me alegra que te guste y seas parte de esta mágica intención. Un abrazo

      Me gusta

  4. Bonita historia. Hay una pelicula parecida, se llama Cadena de Favores. Estas escribiendo muy bien. Felicitaciones Bibi.

    Le gusta a 1 persona

    1. Gracias !!! Poco a poco voy avanzando en este nuevo camino que me hace tan feliz. Abrazos

      Me gusta

  5. Que historia mas bella y que maravillosa intension es dar desde el corazon

    Le gusta a 1 persona

  6. Viviana, el sentimiento intenso del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia necesita y busca el encuentro y union con otro ser, espero haya exaltado el estado de animo de los intervinientes hasta complacerse con la posecion de los bienes descritos. Fuerte abrazo. 3.104.133.269

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close